¿Qué es una hipoteca abierta sin límite de cuantía?

Una hipoteca es un derecho que se orienta a garantizar el pago de una obligación constituyendo un bien inmueble como aval de dicho cumplimiento, y en caso de impago el banco o entidad financiera que emita el préstamo pueda hacer ejecutar la hipoteca y no perder su dinero. Existen varios tipos de hipotecas, y en el siguiente post analizaremos qué es una hipoteca abierta sin límite de cuantía.

 

¿Qué es una hipoteca abierta sin límite de cuantía?

 

 

¿Qué es una hipoteca abierta sin límite de cuantía?

Una hipoteca abierta es un crédito hipotecario en el que el banco pone a disposición del solicitante una cantidad de dinero a un plazo determinado, por lo general períodos cortos de entre 6 y 12 meses, con la posibilidad de pagar la totalidad del crédito sin penalizaciones. Sin embargo, esto hace de la hipoteca abierta un tipo de producto con una tasa de interés más elevada que la hipoteca cerrada.

En la hipoteca abierta no solo se garantiza la obligación de pago en el momento del otorgamiento del gravamen, sino también otras a cargo del mismo o el que llegue a adquirirla en el futuro. Esta hipoteca puede sin límite de cuantía o de cuantía determinada.

Ahora bien, la hipoteca abierta sin límite de cuantía garantiza tanto las obligaciones actuales como futuras indeterminadas en cuanto a su naturaleza y en cuanto a su cuantía. En este tipo de crédito hipotecario, la cuantía del crédito se puede incrementar, operación que se conoce como “ampliación de hipoteca”, y que se utiliza no sólo para ampliar el valor del gravamen sino también para aumentar el plazo acordado inicialmente en el contrato.

De manera que la hipoteca abierta sin límite de cuantía es más flexible ya que permite al solicitante modificar las condiciones originales y obtener más cuantía y un nuevo plazo de pago.

Por otra parte, la tarifa a aplicar por concepto de derechos de registro por parte de las Oficinas de Registro de Instrumentos Públicos en el caso de una hipoteca abierta sin límite de cuantía se liquida sobre el valor que se estipule en la certificación emitida por la entidad acreedora, según lo establecido en el inciso 2 del artículo 7º de la Resolución 0640 de 2015, donde se señala:

Cuando se trate de constitución o ampliación de hipotecas abiertas sin límite de cuantía, los derechos registrales se liquidarán con base en la constancia, documento o carta que para tal efecto deberá presentar la persona o entidad acreedora, y que se protocolizará con la escritura que contenga el acto, en el cual se fijará de manera clara y precisa el cupo o monto del crédito aprobado que garantiza la respectiva hipoteca.

 

En resumen, una hipoteca abierta sin límite de cuantía es aquella donde el valor del crédito se puede ampliar, reformulando las condiciones del contrato original y permitiendo al cliente acceder a una ampliación de la hipoteca, así como también le ofrece la posibilidad de cancelar el crédito hipotecario en su totalidad sin gravámenes.

 

¡Sé el primero en comentar!