Rankia Colombia Rankia Alemania Rankia Argentina Rankia Chile Rankia España Rankia Italia Rankia México Rankia Perú Rankia Polonia Rankia Portugal Rankia USA
Acceder

Causas de la desigualdad social en Colombia

Ya hablamos de la reforma tributaria y su nefasta carga impositiva vía gravamen a productos sensibles desde la canasta familiar hasta la gasolina. Una cadena de gravámenes que retrocede el país en términos de carga fiscal y por lo tanto, la posibilidad de conseguir equidad y principios de justicia en uno de los países más desiguales del mundo. En otras palabras, la reforma tributaria estuvo pensada para agravar un problema que en principio,  estaba pensado para solucionar el problema del hueco fiscal nacional producto de la pandemia. 

Ahora bien, en este nuevo apartado se busca establecer como la reforma tributaria es uno de los elementos centrales causantes de la desigualdad social en Colombia. En principio, es importante establecer que la desigualdad social hace referencia a las brechas que posibilitan o no las condiciones de mantener niveles de estabilidad económica, social, ambiental, entre otras. Sí, es una definición muy superficial e incluso parcial del término, pero su simplicidad es precisamente la que permite su debate en este escrito. La desigualdad es un fenómeno social que ha ido acrecentando su incidencia en los contextos sociales durante gran parte del siglo XXI. Autores como Stiglitz, Krugman y Piketty, en sus extensas obras, abordan el fenómeno de la desigualdad de forma científica y concuerdan en aseverar que este fenómeno social muta entre las sociedades y tiene un desarrollo histórico de causas estructurales con variables en común. Incluso, Piketty afirmo que la desigualdad no es económica ni tecnológica, es ideológica y política. 

Múltiples factores convergen como causas de la desigualdad, pero, en el caso colombiano y el mundo, una fundamental es el crecimiento económico. Históricamente, se pensaba que el crecimiento económico mejoraba la distribución del ingreso y con ello, la posibilidad de reducir la desigualdad monetaria, que es el pilar de la desigualdad social. No obstante, el crecimiento económico por sí mismo no garantiza la distribución de la riqueza. De hecho, una investigación de la Universidad Nacional “evidencia que el rezago tecnológico, las reformas tributarias en detrimento de la mayoría, la reducción de impuestos a grandes contribuyentes, así como la cartelización de empresas legales y la existencia de oligopolios, entre otros factores, profundizan la desigualdad.” [1]. Es acá donde se relacionan la reforma tributaria y el crecimiento económico como causas estructurales de la desigualdad social en Colombia. 

De igual forma, cabe destacar que la existencia del crecimiento depende de dos factores: por un lado, un factor de trabajo, representado en la mano de obra empleada para generar riqueza y por otra parte, un factor demográfico, representado en el número de personas determinadas que hacen parte del sistema económico de forma activa. Estos dos factores juegan un rol fundamental en el crecimiento económico pues sostienen desde dos dimensiones sus patrones de conducta en cuanto las variables económicas están supeditadas al esfuerzo de los agentes sociales en la consecución de metas económicas en sociedad. Por lo tanto, el crecimiento económico es a veces desprovisto de su función social en relación con la distribución de la riqueza, generado desigualdad. 

En Colombia es difícil perseguir y corregir estas variables causantes de los problemas de distribución por varias razones. En primer lugar, las voluntades políticas que significan normativa clara y políticas públicas que permiten una mejor tributación, acompañada de un desempeño superlativo de las instituciones públicas dedicadas al manejo y vigilancia del erario, todo a su vez que suelen ser entidades permeadas de corrupción, ineficientes e incapaces de cumplir con sus metas institucionales establecidas en la constitución. En segundo lugar, las innovaciones tecnológicas cambiaron los patrones de crecimiento, lo que significa una fuerte incidencia de las bolsas en asuntos de política económica internacional. El problema es que los países, en muchos casos, no avanzan en materia tecnológica conforme la bolsa se vuele cada vez más digital, generando un rezago y evidente incompetencia para responder a mercados emergentes tanto en protección como en intención de entrar en ellos. Finalmente, el diagnóstico equivocado de la economía que lleva a la toma de decisiones igual de equivocadas. Ejemplos como las exenciones tributarias para grandes contribuyentes, reformas tributarias, cartelización de empresas, existencia de oligopolios y la incidencia de la tecnología en la economía. Todos estos factores en su conjunto generan un diagnostico errático del sistema económico y por lo tanto de la distribución de la riqueza. 

En este marco de reformas tributarias y crecimiento económico, cabe resaltar su relación directa e intrínseca como factores determinantes de la desigualdad social en Colombia, así como su incidencia en la conformación de la realidad económica del país. La solución no es simple y requiere de una redefinición multidimensional del estado y el mercado en materia económica, acompañada por un respaldo social en función de las aspiraciones generales y no particulares, fundamentales en el marco del estado social de derecho, que garantice un crecimiento económico direccionado a una gestión correcta de la distribución de la riqueza. 

¿Buscas un bróker de Trading? Mira nuestras recomendaciones:

eToro

Depósito mínimo de $200 y app sencilla

Ver más
XTB

Sin depósito mínimo. Academia de trading gratuita.

Ver más
Capital.com

Spreads muy bajos en divisas. Integración con TradingView

Ver más
forex.com

Spreads fijos desde 0,2 pips. Ejecución ultrarrápida

Ver más
  • Desempleo
  • Desigualdades
  • Economía Colombia
Accede a Rankia
¡Sé el primero en comentar!