Rankia Colombia Rankia Argentina Rankia Argentina Rankia Chile Rankia Chile Rankia España Rankia España Rankia México Rankia México Rankia Perú Rankia Perú Rankia Portugal Rankia Portugal Rankia USA Rankia USA
Acceder

Las mejores estrategias de inclusión financiera para Latinoamérica

2 recomendaciones

Latinoamérica es una región que se destaca de otras por tener una eficiente calidad de sus servicios en las sucursales bancarias, así como de una correcta aplicación de las reglas de conducta de mercado (incluyendo a los modelos de negocios que brindan sus servicios con ayuda de la innovación tecnológica disruptiva); sin embargo, y a pesar de los esfuerzos de los Gobiernos con sus programas de inclusión financiera actuales, aún está rezagada de otras regiones en el aspecto de lograr “brindar confiabilidad” en sus sistemas de ahorro, inversión y crédito; así como también en la regulación y cumplimiento de operaciones (mismas que  las personas físicas y morales realizan en los países que la integran).

 

Para comprender de una mejor manera la situación actual de Latino América y cómo es posible mejorarla; debemos entender primero que la inclusión financiera se compone de tres elementos: el fácil acceso y uso de la información financiera, garantizar la protección y defensa de los usuarios de los servicios financieros e incentivar la educación financiera en la población, mismos que deben cumplirse para que pueda ser exitosa; por lo que, la falta de confiabilidad en los servicios financieros y en los sistemas de regulación, supervisión y cumplimiento de los actos de comercio (en cuestión de transferencias, depósitos y pagos electrónicos) no hace sino retrasar el potencial crecimiento de inclusión de la población hacia éstos servicios en la gran mayoría de los países latinoamericanos (que ven lento su desarrollo económico gracias ello).

 

Para fines prácticos: la inclusión financiera tiene que ver con la promesa de fomentar el crecimiento social (en la región) a través de la educación financiera y el fácil acceso a los servicios financieros mediante la implementación de estrategias que les permitan a los usuarios desarrollar e implementar proyectos de negocios en vías de su crecimiento personal con el fin de impulsar los ingresos de los gobiernos (incrementar sus ingresos per cápita) y, con ello, ayudar a fortalecer los servicios de protección social y financiera de los agentes económicos (reduciendo así la pobreza y la desigualdad).

 

Para lograr cumplir con todo esto, primero se tiene que comenzar por implementar un sistema de mejora eficiente y continua a los sistemas de pago electrónicos en Latino América (esto para brindarles certeza a los usuarios en sus operaciones).

También es necesario realizar modificaciones (en términos de manejo y comportamiento) a los programas y servicios de ahorro, inversión y crédito disponibles para las pequeñas y medianas empresas (PyME’s); esto con el fin de lograr movilizar los ahorros y brindarle con ello mayor facilidad de acceso a los sectores familiar y empresarial a los recursos necesarios para lograr sus objetivos (y así poder financiar el consumo y la inversión en la región).

 

REFERENCIAS:

¡Sé el primero en comentar!
Comentar
2 recomendaciones
Escribe aquí tu comentario...