Rankia Colombia Rankia Argentina Rankia Argentina Rankia Chile Rankia Chile Rankia España Rankia España Rankia México Rankia México Rankia Perú Rankia Perú Rankia Portugal Rankia Portugal Rankia USA Rankia USA
Acceder

 La inflación por demanda es un aumento en el precio de los bienes o servicios como resultado de que la demanda agregada de estos bienes o servicios es mayor que la oferta agregada, lo que erosiona el poder adquisitivo de la moneda. En este sentido, la demanda económica está reduciendo el poder adquisitivo de la moneda y causando inflación.

 

¿Qué es la inflación por demanda?

 

  Este tipo de  inflación  ocurre cuando la economía general está creciendo más rápido que la tasa de crecimiento a largo plazo. El aumento de la demanda del consumidor   hace que el nivel general de precios aumente y la demanda agregada de bienes y servicios aumenta, superando así la oferta agregada.

 

Además del aumento en el gasto del consumidor, la demanda agregada puede aumentar como resultado de un aumento en las exportaciones, expectativas sobre la inflación o un fuerte crecimiento monetario. Estos factores conducen a una inflación más alta a medida que aumenta la producción real, mientras que el desempleo disminuye porque la mayor demanda obliga a las empresas a emplear a más trabajadores.

 

Ejemplo de inflación por demanda

 

La inflación de demanda es a menudo el resultado de la innovación tecnológicaPor ejemplo, en 2006, la creciente demanda de productos financieros, como los swaps de incumplimiento crediticio (CDS) y los valores respaldados por activos (ABS) condujeron a una inflación de atracción de la demanda porque la demanda superaba la  oferta.

 

Los swaps de incumplimiento crediticio y los valores respaldados por activos ofrecían un seguro contra el incumplimiento de las hipotecas. El seguro que proporcionan aumentó la demanda de estos productos financieros innovadores y los consumidores estaban comprando valores respaldados por activos para controlar los precios de las hipotecas en el mercado de valores. A medida que la demanda tanto de CDS como de ABS aumentó, el precio de sus activos subyacentes, que eran las casas, también aumentó. Finalmente, la demanda de casas superó la oferta. Dado que la oferta de viviendas reacciona lentamente al aumento de la demanda, un período prolongado de mayor demanda condujo a precios de la vivienda más altos.

 

Por otro lado, la acumulación de precios en el mercado de la vivienda tuvo un efecto sustancial en el lado de la oferta que comenzó en 2002. En ese momento, los precios de la vivienda estaban aproximadamente un 25% por encima de la tasa promedio, creando así un exceso de oferta de viviendas. Para alimentar el mercado de la vivienda, la Reserva Federal sugirió que los propietarios de viviendas deberían comprar hipotecas de tasa ajustable (ARM).

 

Después de un período prolongado de apreciación de los precios, los precios de la vivienda volvieron a sus tasas "normales", que fueron sus tasas promedio de apreciación a largo plazo. En última instancia, la oferta y la demanda estaban en  equilibrio.

 

BONOS HIPOTECARIOS

¡Sé el primero en comentar!
Comentar